Satélite brasileño entra en operación

0
482
La Ciencia y Tecnología en la Estrategia Nacional de Defensa de Brasil
La Ciencia y Tecnología en la Estrategia Nacional de Defensa de Brasil

La Fuerza Aérea Brasileña ha asumido la responsabilidad del control del equipo que debe garantizar la seguridad de las comunicaciones militares.

Las comunicaciones militares brasileñas son cada vez más seguras gracias al nuevo satélite. Las Fuerzas Armadas Brasileñas disponen ahora de un Satélite de Defensa y Comunicaciones Geoestacionarias (SGDC, por sus siglas en portugués). Establecido en órbita recientemente, el equipo permite que las comunicaciones gubernamentales y militares se realicen con seguridad y también ampliará las ofertas de servicios de banda ancha en las regiones más remotas de Brasil.

El control del satélite es responsabilidad del Centro de Operaciones Espaciales (COPE), una unidad que está bajo el Comando de Operaciones Aeroespaciales (COMAE) de la Fuerza Aérea Brasileña (FAB, según sus siglas en portugués). El COPE tiene instalaciones en Brasilia y Río de Janeiro, donde monitorea todas las comunicaciones militares vía satélite. Las operaciones del centro se llevan a cabo conjuntamente con el Ejército y la Marina a través de un equipo multidisciplinario.

Después de entrar en órbita, el satélite permaneció bajo control del fabricante mientras se sometía a pruebas de aceptación. Según el coronel de la FAB, Marcelo Vellozo Magalhães, comandante de COPE, el centro de operaciones supervisó continuamente todo el flujo de datos durante la fase de prueba de aceptación.

Aumentando la seguridad en las operaciones

«Cuando COPE activó la criptografía de comunicaciones seguras y el fabricante dejó de tener acceso al equipo, el satélite comenzó a operar exclusivamente bajo control de Brasil, garantizando así la soberanía de nuestras comunicaciones a través del Comando de Operaciones Aeroespaciales», señaló el coronel Magalhães.

La inauguración de estas actividades coordinadas por el FAB tuvo lugar en julio por una videoconferencia entre las autoridades de la sede de COMAE en Brasilia y el ministro de Defensa Raúl Jungmann, ubicado en la localidad de Vilhena, en Rondônia, a casi 2.000 kilómetros de distancia. Estuvieron presentes el general de la FAB, Nivaldo Luiz Rossato, comandante general de Aeronáutica, y el general de la FAB, Gerson Nogueira Machado de Oliveira, comandante de COMAE en ese momento.

En esa ocasión, el ministro Jungmann dijo que era un momento histórico para la nación y destacó la importancia del satélite para la defensa y soberanía de Brasil. «Estamos operando un satélite que es el primero en estar debidamente cifrado y bajo nuestro control. No se trata sólo de un proyecto militar de defensa y soberanía nacional. Obviamente, también representa un gran paso adelante para nuestra autonomía y nuestra independencia en términos de medios extranjeros, para que podamos avanzar con nuestras propias comunicaciones «, dijo.

Esa videoconferencia marcó la vinculación de la patrulla fronteriza Operación Ostium con el SGDC. El coronel Magalhães explicó que también están discutiendo algunas pruebas para conectar el satélite con las redes de mando y control. «Todas nuestras operaciones militares, como Operaciones Ágata y Ostium, utilizan diversas redes de comunicaciones y datos para su coordinación y para su mando y control. Sin embargo, las pruebas operacionales todavía se están llevando a cabo con el SDGC. En esta fase, el equipo de los usuarios se está configurando y probando para operar con el satélite «, agregó.

Seguridad de la información

«La seguridad de nuestras operaciones de monitoreo y control de satélites está asegurada por las técnicas de modulación y criptografía», explicó el coronel Magalhães, quien agregó que el satélite también tiene características anti-jamming. «Las comunicaciones militares también están protegidas por técnicas de modulación y criptografía», dijo.

Otra ventaja del SGDC es que puede operar en una frecuencia de banda X, que es una banda del espectro electromagnético utilizado para las comunicaciones militares. Según el coronel Magalhães, esa banda de frecuencia es menos susceptible a las condiciones atmosféricas o climáticas, por lo que es ideal para las operaciones militares tradicionales. «La porción militar del satélite SGDC utiliza esta banda y goza de viabilidad para sus comunicaciones en todo momento en un área que se extiende desde el Antártico hasta el Atlántico Norte», agregó.

Para el Coronel Magalhães, el SGDC desempeña un papel esencial en las comunicaciones militares estratégicas que son esenciales para coordinar las operaciones relacionadas con la defensa del espacio aéreo brasileño. «El hecho de que el satélite esté controlado por los miembros del servicio y de que permanezca dentro del alcance de una organización militar garantiza el secreto y la seguridad de nuestras comunicaciones. Además, este equipo estará disponible y operativo en cualquier momento, ya sea en una situación de crisis o un conflicto «, dijo.

Detalles del satélite geoestacionario

Satélite brasileño entra en operaciónCon un peso de 5,8 toneladas y una altura de 5 metros, el SGDF está situado a una distancia de 36.000 kilómetros sobre la superficie de la Tierra, cubriendo todo el territorio de Brasil y el Océano Atlántico. El satélite tiene una capacidad operativa de 18 años.

El SGDC es el producto de una asociación entre el Ministerio de Defensa y el Ministerio de Ciencia, Tecnología, Innovación y Comunicaciones, y representó una inversión de aproximadamente $ 850 millones. El equipo fue adquirido por Telecomunicações Brasileiras, una empresa brasileña de telecomunicaciones, para su uso en comunicaciones estratégicas del gobierno, y también para expandir la oferta de servicios de banda ancha en todo el país, especialmente en las áreas más remotas.

Según información de la Agencia de la Fuerza Aérea (AFA), el SGDC ampliará la capacidad del ejército para llevar a cabo su misión. Por ejemplo, durante operaciones conjuntas en regiones a lo largo de las fronteras terrestres del país, durante operaciones de rescate en alta mar y también para controlar el espacio aéreo brasileño. El general Rossato presentó las ventajas operacionales del SGDC durante una audiencia pública en mayo en la Cámara de Diputados de Brasilia. Según información de la AFA, el General Rossato informó a los parlamentarios sobre el éxito del lanzamiento de este primer satélite brasileño y anunció que se están redactando los requisitos para un segundo SGDC.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por Favor deje su comentario!
Por favor ingrese su nombre