El nuevo portaaviones del Reino Unido navega por primera vez

0
529
El nuevo portaaviones del Reino Unido

El nuevo y único portaaviones de Gran Bretaña, el buque más grande y potente jamás construido para la Armada Real, partió el lunes para su primer viaje a Escocia.

La embarcación de 919 pies y 65.000 toneladas, salió del muelle en el puerto de Rosyth, en el estuario de Firth of Forth, cerca de Edimburgo.

Detalles de la Compra

La nave costó 3.800 millones de dólares, para construir este proyecto se emplearon a 10.000 personas y convirtiéndose en el buque insignia del país.

Puede operar con una tripulación de 1.000 y 40 aviones.

La HMS Queen Elizabeth «deja Rosyth por primera vez», dijo la Armada Real a través de su cuenta oficial en Twitter.

Gran Bretaña ha estado sin ninguna capacidad de ataque marítimo, puesto que el gobierno desechó los buques anteriores en 2010 como parte de medidas de austeridad para frenar un déficit enorme.

«Creo que hay muy pocas capacidades, por cualquier país, que son tan simbólicas como una capacidad de ataque de un portaaviones», dijo el capitán Jerry Kyd a los prensa.

«Estos son símbolos visibles de poder y proyección de poder», dijo.

Los ensayos en el Mar del Norte continuarán durante el verano y el buque será finalmente llevado a la base de la Armada Real en Portsmouth al final del año.

El buque entrará en servicio hasta 2020

La reina Isabel II nombró a la nave en 2014, rompiendo una botella de whisky en su costado.

El primer ministro David Cameron dijo en ese momento que el barco «será la punta de lanza del poder marítimo británico durante el próximo medio siglo».

El buque fue construido por una asociación formada por los fabricantes de armas BAE Systems, Babcock, Thales y el Ministerio de Defensa.

El proyecto fue cuestionado acerca de la disposición de los aviones F-35 construidos en Estados Unidos, que debían desplegarse en el portaaviones, y sobre la necesidad de este gigantesco portaaviones cuando el papel militar británico en el mundo ha disminuido.

El luchador furtivo F-35, que está siendo construido por Estados Unidos en conjunto con Gran Bretaña y otros países, ha sido duramente criticado por su alto precio y una serie de retrasos por cuestiones de seguridad aérea.

Una nave hermana al nuevo portaaviones, el HMS Prince of Wales, también se está construyendo en el astillero de Rosyth.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por Favor deje su comentario!
Por favor ingrese su nombre