Noticias Militares de Nicaragua: Bienvenida a Comisión de DD.HH.

0
242

Nicaragua dice que acoge con beneplácito la visita de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la Organización de Estados Americanos, y los obispos católicos anunciaron el lunes que el diálogo con el gobierno comenzará esta semana.

El Consejo de Obispos de Nicaragua dijo que las conversaciones entre los grupos cívicos y la administración del presidente Daniel Ortega comenzarán el miércoles por la mañana, luego de semanas de protestas antigubernamentales en las que se estima que murieron 65 personas.

El secretario general de la OEA, Luis Almagro, publicó la carta de aceptación de Nicaragua en su cuenta de Twitter el lunes.

Los obispos nicaragüenses habían exigido una misión de observación internacional como condición para el diálogo, en medio de una ofensiva contra los manifestantes por parte de la policía y los partidarios del gobierno de Ortega. El gobierno inicialmente había rechazado una oferta de los observadores de derechos humanos de la OEA.

Visita de la Comisión

La comisión de derechos dijo en un comunicado el lunes que durante su visita planea reunirse con el gobierno, la sociedad civil y otros representantes. No dijo cuándo ocurriría la visita.

Cardenal Leopoldo Brenes dijo que si bien las condiciones no eran las mejores para iniciar el diálogo que Ortega había ofrecido, el país tenía que encontrar una salida a la crisis.

Brenes expresó la esperanza de que las conversaciones puedan llevar a una mayor democracia en un país fuertemente dominado por Ortega. También pidió el fin de la violencia y el saqueo.

Los manifestantes en la ciudad de Sebaco, a unas 60 millas (100 kilómetros) al noreste de Managua, dijeron el lunes que varias personas resultaron heridas cuando la policía atacó una barricada allí.

La Comisión Permanente de Derechos Humanos sin fines de lucro ahora estima que 65 personas murieron y 500 resultaron heridas desde que estallaron las protestas en abril.

El sábado, el ejército nicaragüense pidió el cese de la violencia.

Las protestas obligaron a Ortega a retirar los recortes a los pagos de la seguridad social, y los manifestantes ahora exigen justicia para los muertos y una mayor democracia.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por Favor deje su comentario!
Por favor ingrese su nombre