Noticias Militares de Colombia: Legislación para desmovilizar AGC

0
239

El gobierno de Colombia solicitó al Congreso que apruebe una legislación que permita la desmovilización del mayor grupo armado ilegal del país, el AGC.

Con aproximadamente 7.000 miembros, el grupo ofreció rendirse ante la justicia en septiembre del año pasado. Sus líderes abandonaron el proceso de desmovilización del grupo paramilitar AUC entre 2003 y 2006.

La propuesta otorgaría condenas más bajas a los miembros desmovilizadores de los grupos armados ilegales, pero no los protege de la extradición a los Estados Unidos.

La sentencia más baja permitiría a los miembros que no están acusados ​​de violaciones de los derechos humanos u otros crímenes graves reintegrarse más fácilmente.

A cambio, los líderes del grupo tendrían que ayudar a desmantelar las estafas delictivas bajo el control de su organización.

Muchos de los grupos armados ilegales de Colombia se financian con actividades ilegales, como el tráfico de drogas y la minería ilegal. Estados Unidos ha acusado a la AGC, o «Clan del Golfo», como lo llaman las autoridades en ese momento, de ser la principal organización de narcotráfico del país.

El último grupo guerrillero de Colombia, el ELN, es el único grupo armado ilegal en el país que se considera una organización política, en lugar de una organización criminal.

El gobierno acordó continuar con el desmantelamiento de los grupos sucesores de las AUC en un acuerdo de paz de 2016 con las FARC, un grupo guerrillero que desmovilizó a 14,000 personas el año pasado.

La violencia después del acuerdo de paz

Grupos como el AGC están detrás de gran parte de la violencia que costó la vida a más de 121 representantes comunitarios y líderes de derechos desde que el proceso de paz entró en vigencia.

La negligencia del estado, la violencia paramilitar persistente y el lucrativo fraude criminal han alimentado el rearme de ex miembros de las FARC y la formación de grupos sucesores de las FARC.

La nueva legislación debería eliminar los obstáculos judiciales que bloquearon otros procesos de desmovilización.

Los grupos formados por los combatientes disidentes de las FARC, el grupo guerrillero que desmovilizó a 14,000 personas el año pasado, también podrían solicitar la rendición bajo la legislación propuesta.

La condición principal para entrar en el proceso es garantizar que no es un grupo de narcotraficante, para esto debe ser un grupo que, bajo el mando de un líder responsable, ejercen control sobre un pedazo de territorio que les permite llevar a cabo operaciones militares concertadas y sostenidas. Adicionalmente, deben exponer toda su organización, actividades delictivas y vínculos con asociados gubernamentales corruptos.

 

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por Favor deje su comentario!
Por favor ingrese su nombre