Museos luchan por la posesión del tanque «Stuart» de la 2GM

0
211

Un par de museos locales están intercambiando artillería verbal por los derechos de custodia de un tanque de la Segunda Guerra Mundial, y ambos afirman ser propietarios del artefacto de 10 toneladas.

El presidente de la Sociedad Histórica del Condado de Lewis, Peter Lahmann, dice que el 9 de junio, él y algunos asistentes se presentarán ante el Museo Conmemorativo de los Veteranos con un gran camión equipado con una barra de remolque, con el objetivo de recuperar el tanque M3 Stuart que dicen que ha sido prestado al museo de veteranos por cerca de 15 años.

Cuando aparezcan, dijo el Director Ejecutivo del Museo de Veteranos, Chip Duncan, encontrarán una puerta cerrada, porque el tanque debía permanecer en su museo a perpetuidad.

Tanto Lahmann como Duncan dicen que no tienen ninguna mala voluntad hacia el otro museo, pero cada uno se mantiene firme ante un reclamo de propiedad del tanque, y admiten que los intentos de resolver el asunto se han vuelto polémicos.

El tanque fue adquirido por la Sociedad Histórica en 1982, y se sentó frente al edificio hasta que fue trasladado al Veterans Memorial Museum en 2003. Lahmann sostiene que la mudanza fue un préstamo temporal, y está ansioso por que su museo vuelva a contar con el tanque.

Comunicación improductiva

La disputa se ha visto obstaculizada por lo que ambas partes describen como comunicación improductiva y preguntas no resueltas sobre los términos de la mudanza del tanque en 2003. Ninguna de las partes tiene documentos que describan el acuerdo para mover el tanque, y ambos dicen que sus asesores legales les han asegurado que su reclamo es válido.

Ambas partes acuerdan que existe papeleo para el préstamo del motor del tanque, que se exhibe en el museo de veteranos separado del tanque. Duncan dice que estará encantado de devolver el motor, pero sostiene que el tanque fue entregado en diferentes términos. Lahmann argumenta que es poco probable que el tanque haya sido entregado permanentemente si su motor era solo un préstamo.

El museo de veteranos también dice que tiene una carta archivada del entonces director ejecutivo Ernie Graichen de la Sociedad Histórica, en la que se refiere al movimiento del tanque como una «transferencia». Esa fraseología, dice Duncan, demuestra que no pretendía ser un préstamo.

Mientras tanto, Duncan se queja de que el liderazgo de la Sociedad Histórica se rehúsa a reunirse con él o con la junta de museos de veteranos.

Según su versión, la Sociedad Histórica primero pidió el tanque en diciembre de 2015, que fue seguido por una reunión en febrero de 2016 que «no fue muy fructífera en absoluto». Lahmann describió la reunión como un «ambiente hostil».

Cuando el problema resurgió más recientemente, Duncan dice que ha presionado para una reunión entre los equipos de liderazgo de ambos museos, pero ha sido rechazado.

Lahmann dijo que es improbable que más discusiones sean productivas.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por Favor deje su comentario!
Por favor ingrese su nombre