Las seis ventajas de estudiar en un colegio militar

0
1346

Las prácticas didáctico-pedagógicas en los colegios militares se subordinan a las normas y prescripciones del sistema de enseñanza del Ejército y / o de las instituciones a las cuales están vinculados, como la Policía Militar y el Cuerpo de Bomberos, pero también obedecen a la Ley de Directrices y Bases de la Educación Nacional.

A continuación, seis lecciones para aprender de las escuelas militares allí:

1) Disciplina y estudio
A pesar de las críticas de algunos especialistas en educación, la disciplina militar enfocada en el estudio parece tener sus puntos positivos.  Esta disciplina se manifiesta en una serie de pequeñas reglas para evitar la pérdida del foco en el estudio. Cuando el alumno es suspendido por indisciplina, por ejemplo, él cumple la «suspensión» en el propio colegio, estudiando, y no en casa.

En el aula, el uso del celular está prohibido, para no crear distracción. Los aparatos se dejan apagados en un porta-móvil en la pared de la sala y sólo se pueden retirar al final de la clase o en el caso de que el profesor solicite para una actividad de investigación.

2) Contraturno fuerte

Otro destaque común a las escuelas militares es el contraturno escolar con muchas opciones a disposición de los alumnos, desde clases de refuerzo en alguna disciplina que el estudiante no vaya bien hasta actividades extracurriculares de deporte, ocio y cultura. Mantener al alumno por más tiempo en el colegio, con actividades educativas, aumenta las posibilidades de éxito en su aprendizaje, según explica el profesor Ocimar Alavarse.

3) Preparación de los docentes
Otra característica de los colegios militares es la preocupación por la preparación de sus profesores. A pesar de no ser una exigencia, muchos docentes tienen maestría y doctorado y dominan perfectamente el contenido que enseñan. En el caso de los profesores militares, muchos de ellos tienen formación académica en otras áreas del conocimiento.

4) Dedicación al estudio

Para Alavarse, el estudio continuo es uno de los puntos necesarios para que los procesos de aprendizaje tengan éxito. De acuerdo con el mayor Toniolo, lo que se busca es la formación del alumno en su integralidad, no dejando atrás ninguna materia o área del conocimiento. «Una cosa que perjudica, por ejemplo, es jerarquizar las disciplinas: ‘ah, arte no necesita estudiar, educación física o filosofía no son importantes’. Son importantes sí, y reprochan de la misma manera que las otras disciplinas «, dice.

5) Buena estructura
Las escuelas de alto rendimiento suelen tener otra característica en común, y que es bien visible: la buena estructura a disposición de los alumnos. Eso incluye una piscina semiolímpica, aulas exclusivas para refuerzo escolar, gimnasio, cancha de deportes cubierta, laboratorios de informática, sala de musculación, sala de juegos, espacio para música, teatro, arteterapia, biblioteca, cantina, centro de apoyo pedagógico y tres ágoras – especies de aulas al aire libre inspiradas en el modelo griego de plazas.

6) Participación de la comunidad

La aproximación de una institución educativa, especialmente si es pública, con su comunidad (padres, alumnos y profesores) es uno de los secretos para el éxito. De acuerdo con los educadores, el intercambio de conocimientos y ciudadanía entre la escuela y las familias de los alumnos es un paso adelante en el camino del buen desempeño escolar, en la valorización de la ciudadanía y en el proceso de socialización.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por Favor deje su comentario!
Por favor ingrese su nombre