La OTAN y China reanudan conversaciones entre el personal militar

Después de una pausa de tres años, la OTAN y China volvieron a convocar a las conversaciones entre militares. La quinta iteración de las conversaciones con el personal se celebró el 5 de junio, en el nuevo cuartel general de la OTAN en Bruselas.

El diálogo militar entre la OTAN y China ha sido constante desde 2010, con reuniones anuales.

Aunque la OTAN no busca un papel en Asia, la situación de seguridad en la región de Asia Pacífico no puede separarse de la de la región euroatlántica y la OTAN tiene interés en comprender cómo funcionan estos vínculos. China es una parte esencial de este compromiso 360 ° al igual que nuestros otros socios establecidos en la región. China no es parte de la red oficial de socios de la OTAN, pero ambas partes valoran el diálogo establecido.

La interacción militar de la OTAN con China en forma de conversaciones con el personal sigue una clara guía política que se ha desarrollado durante los últimos 10-15 años. Tan reciente como el último fin de semana (2 de junio), la vicesecretaria general de la OTAN, Rose Gottemoeller, y el vicepresidente del Comité Militar de la OTAN, el teniente general Steven Shepro se reunió con una delegación china en los márgenes del Shangri-La Dialog en Singapur.

Acuerdos en las conversaciones

Hubo un acuerdo claro y firme entre los participantes de las conversaciones del personal en que la mejor manera de avanzar era fortalecer el diálogo militar entre la OTAN y China. El tono de las conversaciones fue abierto y sincero, ambas partes intentaron establecer un camino concreto y centrarse en la cooperación práctica dentro del marco político establecido.

Uno de los resultados concretos de las conversaciones con el personal es una “lista de acciones” de posibles áreas para la cooperación práctica que se desarrollará conjuntamente entre el personal militar de la OTAN y China, y que marcará el ritmo para nuevos compromisos.

Al igual que con todos los buenos diálogos, la charla del personal militar actuó como un vehículo para que ambas partes hablen y expliquen sus desafíos y puntos de vista de seguridad, lo que a su vez aumenta la transparencia y ayuda a minimizar la incertidumbre. Esta quinta edición de las conversaciones fue un éxito rotundo, permitiendo a la OTAN reiniciar su diálogo con un actor global clave y estableciendo una metodología para un compromiso más profundo y significativo, de acuerdo con la orientación política individual.

Las conversaciones concluyeron con un acuerdo para celebrar reuniones de seguimiento para mantener activo y vivo el “plan de acción”. La sexta edición de las charlas del personal debería celebrarse en Beijing el próximo año (2019).

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por Favor deje su comentario!
Por favor ingrese su nombre