Episodio que explica cómo Bolivia perdió su única salida al mar

0
238

Se dice que desde el nacimiento de Bolivia como país en el año de 1825, el territorio soberano del mismo iba hasta el occidente donde se encontraba con el mar. Allí, su frontera al norte era Perú y al sur, Chile.

En aquella época, Chile basaba su economía en la exportación en salitreras del norte que irían hacía el desierto de Atacama y al sur del territorio peruano. Fue cuando Bolivia decidió imponer un impuesto de 10 centavos por quintal de salitre exportado y Chile, decidió invadir el territorio argumentando violación de un tratad comercial firmado en 1874. Dicho tratado indicaba la prohibición en el incremento de la tarifa de impuestos sobre el salitre en un lapso de 25 años, lo que cubría hasta 1899.

De allí se originó el conflicto conocido como la Guerra del Pacífico o del Guano y el Salitre, y Perú batalló como aliado de Bolivia. Esta tuvo lugar entre 1879 y 1884. Chile salió victorioso y por tanto, trasladó su frontera hacia el norte y dejó a Bolivia sin 120 mil kilómetros cuadrados de territorio y 400 kilómetros de costa.

Tratado de 1904

Dicha ganancia se fijó en el tratado de 1904, donde se afirmó que la soberanía chilena había sido extendida hasta la frontera con Perú y por tanto, la de Bolivia había quedado límitada a fronteras terrestres, sin posibilidad de mar.  No obstante, el mismo tratado le dio la posibilidad de amplio y libre derecho de tránsito comercial por territorio chileno y puertos del Pacífico.

A pesar de esto, Bolivia alega que este tratado es injusto y desventajoso, y alega que Chile está afectando su desarrollo económico, lo que es negado por Chile argumentando que pagó y construyó el ferrocarril que conecta a Arica con La Paz. De ahí que Bolivia esté reclamando un corredor de mínimo 10 kilómetros de ancho que logre extenderse desde la frontera con Chile hacia el Pacífico e incluya un pedazo de costa que permita su desarrollo industrial y comercial.

En la actualidad, Bolivia logra acceder al mar por medio de puertos chilenos del norte, desde donde operan muchas empresas bolivianas. El tratado de 1904, le permitió a Bolivia contar con sus propias autoridades aduaneras en los puertos de Arica y Antogafasta, quienes se encargan de la documentación y los aranceles por derechos de importación de su país.

Por su parte, Chile argumenta que en especial Arica es un puerto dispuesto para Bolivia y es de donde procede la mayoría de su carga. Pero Bolivia alega violación del tratado al no permitir el libre derecho de tránsito comercial a los bolivianos.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por Favor deje su comentario!
Por favor ingrese su nombre