Disturbio en complejo penitenciario brasileño Aparecida de Goiania

0
266

El incidente en la región metropolitana de Goiás revela la crisis más amplia que afecta el sistema penitenciario de Brasil.

Un disturbio en el complejo penitenciario brasileño Aparecida de Goiania el lunes 1 de enero resultó en nueve muertos y catorce heridos.

Los medios de comunicación locales informaron que los funcionarios de la prisión recuperaron el control con la ayuda de la policía militar de Brasil, pero 106 reclusos se habían escapado después de romper una de las paredes de la prisión. Veintinueve escapados han sido recapturados mientras que 77 siguen prófugos. Otros 127 reclusos huyeron, pero se entregaron poco después, según informes locales.

Enfretamiento entre bandas

Los disturbios fueron el resultado de enfrentamientos entre bandas rivales, según la Superintendencia Ejecutiva de Administración Penitenciaria. El día de Año Nuevo, un grupo de reclusos armados ingresaron en tres bloques de celdas donde se guardaban miembros de pandillas rivales.

Según los informes, los atacantes incendiaron los colchones, quemaron los cuerpos de los asesinados y decapitaron a una persona.

El Tribunal de Justicia de Goiás ya había advertido mediante un informe publicado en 2016 que las condiciones de la prisión eran propicias para un motín.

La prisión tiene una capacidad de 122 prisioneros. Sin embargo, la instalación tenía más de 423 reclusos en el momento de los disturbios.

Las cárceles brasileñas son conocidas por el hacinamiento y por estar en gran parte controladas por grupos delictivos que tienen acceso a drogas y armas, lo que hace que los episodios violentos sean algo común. En enero de 2017, tuvo lugar un episodio similar en una prisión de Manaos, donde murieron 56 personas.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por Favor deje su comentario!
Por favor ingrese su nombre