Cumbre binacional Corea-Estados Unidos se ve amenazada

0
190

Corea del Norte amenazó con cancelar la histórica cumbre entre su líder, Kim Jong Un, y el presidente estadounidense, Donald Trump, debido a las maniobras militares conjuntas de Washington y Seúl, reportó este miércoles en la agencia de noticias surcoreana -coreana Yonhap, citando su equivalente del norte, KCNA.

Diálogos de alto nivel, previstos entre enviados de Pyongyang y Seúl este miércoles, también fueron suspendidos a causa de estos ejercicios, agregó a Yonhap.

Washington «tendrá que pensar cuidadosamente sobre la realización de esta cumbre Estados Unidos-Corea del Norte tras esta confusión militar provocadora», explicó la KCNA, citada por Yonhap.

Poco después, el gobierno estadounidense anunció que mantendría los preparativos para la cumbre entre Trump y Kim, a pesar de una amenaza de Corea del Norte para cancelar esta reunión.

«Seguimos avanzando» a la cumbre del 12 de junio, dijo Heather Nauert, portavoz del Departamento de Estado, agregando que Washington no recibió ninguna «notificación» de la advertencia norcoreana reportada poco antes por la agencia noticiosa surcoreana.

‘Provocación’

Las maniobras de las fuerzas aéreas estadounidenses y surcoreanas son una prueba de invasión y una provocación en un momento en que las relaciones intercoreanas están mejorando, advirtió la KCNA.

Este lenguaje es un retorno inesperado al pasado por parte de Pyongyang, que siempre dijo que necesita armas nucleares para defenderse de la amenaza estadounidense. El mes pasado, durante una cumbre intercoreana, dirigentes de las dos Coreas se comprometieron con el objetivo de desnuclearización de la península.

Pyongyang acaba de anunciar que desmantelará a finales de mayo su única instalación conocida de pruebas nucleares, pero no informó públicamente qué concesiones pedirá a cambio.

La cumbre entre Kim y Trump está prevista para el 12 de junio en Singapur, y tendrá como telón de fondo la cuestión de los programas balístico y nuclear en Corea del Norte.

Washington exige una «desnuclearización completa, verificable e irreversible (DCVI) de Corea del Norte y afirma que la verificación es esencial. Pyongyang, por su parte, afirma que no necesitaría armas atómicas si se garantiza la seguridad del régimen.

DEJA UNA RESPUESTA

¡Por Favor deje su comentario!
Por favor ingrese su nombre